Dominando la Pirámide del Aprendizaje

Contacte con nosotros
30 noviembre 2017
Categoría:
Artículos

El tema sobre la propagación de la Inteligencia Artificial y lo que significará para los trabajos acapara las conversaciones y medios actualmente. Me di cuenta de que la discusión rápidamente gira en torno a las habilidades que necesitaremos para seguir siendo útiles en el futuro, especialmente cuando todos tenemos hijos o familiares  que intentan prepararse para el futuro.

El mundo estático de las habilidades

La sorpresa es que nos estamos enfocando en lo incorrecto. Centrarse en las habilidades obedece a una visión estática del mundo. La suposición es que si adquirimos ciertas habilidades, estaremos protegidos de la embestida de los robots y del mundo rápidamente cambiante que nos rodea. Ignora el hecho de que la vida media promedio de una habilidad es ahora de aproximadamente cinco años y sigue disminuyendo.

Es precisamente esa visión estática del mundo nuestra mayor barrera. Necesitamos encontrar formas de prepararnos para un mundo donde el aprendizaje será un esfuerzo vitalicio. La pregunta entonces es: ¿qué nos ayudará a aprender más rápido para que podamos adquirir las habilidades que se requieran en cualquier momento?

La pirámide de aprendizaje

6a00d83451954769e201bb09db668f970d

En ese contexto, todos nos beneficiaríamos al expandir nuestros horizontes y explorar la pirámide de aprendizaje que se detallada. En última instancia, puede convertirse en la clave para un aprendizaje sostenido y acelerado para todos. Las habilidades se encuentran en la parte superior de la pirámide: en última instancia, nos ayudarán a lograr impacto y crear valor en un contexto específico.

Poniendo el conocimiento en contexto

Pero, profundicemos un poco más. Las habilidades se refieren al “saber cómo”. El conocimiento, el segundo nivel de la pirámide de aprendizaje, se trata de “saber qué”. Nuestras escuelas tienden a centrarse en amplios conocimientos como historia, economía y ciencia que nos dan un contexto para comprender el mundo en el que vivimos, pero el conocimiento aquí tiende a reducirse a hechos y cifras que se pueden recitar en una prueba; se trata realmente de “saber qué” en lugar de “saber por qué”.

Incluso en este nivel, el conocimiento se refiere en gran medida al contexto más amplio en el que todos vivimos, rara vez se trata de los contextos más restringidos a los que nos enfrentamos a diario: nuestras familias, nuestro círculo de amigos o nuestra comunidad local. Resulta que el éxito en nuestras vidas dependerá finalmente de nuestra capacidad de “leer” profundamente estos contextos más estrechos para comprender rápidamente los elementos clave y las dinámicas que los conforman.

En parte, esto se debe a que las habilidades son inevitablemente específicas del contexto: implican saber cómo actuar en un contexto determinado. En un mundo que se ha visto impulsado por la creciente estandarización, a menudo existe una tendencia a minimizar este aspecto de las habilidades, especialmente en el mundo de los negocios. Se supone que debemos creer que nuestras habilidades se pueden aplicar de la misma manera estándar en la mayoría de los contextos, si no en todos.

Capacidades que impulsan el aprendizaje

Esto lleva al tercer nivel de la pirámide de aprendizaje: Capacidades. Apoyar el desarrollo de habilidades y una comprensión más profunda de nuestros contextos son capacidades más fundamentales. Estas capacidades pueden tomar muchas formas diferentes pero, en mi opinión, las capacidades básicas son la curiosidad, la imaginación, la creatividad, el pensamiento crítico y la inteligencia social y emocional. Si cultivamos estas capacidades, podremos comprender rápidamente los contextos en evolución en los que vivimos y adquirir las habilidades que nos ayudarán a operar con éxito en contextos muy específicos.

Puede ser confuso porque muchas personas se refieren a estas capacidades como habilidades, a veces llamándolas “habilidades duraderas” o “habilidades básicas”. Creo que es útil establecer una distinción más nítida entre las habilidades que son muy específicas del contexto y tienden a evolucionar a un ritmo rápido frente a las capacidades que nos ayudarán a “leer” de forma rápida y efectiva nuestros contextos y desarrollar las habilidades más apropiadas para ese contexto. Las habilidades se vuelven obsoletas a un ritmo acelerado mientras que nuestras capacidades no solo perduran, sino que nos ayudan a adquirir más rápidamente los conocimientos y habilidades que necesitaremos para tener éxito.

La pasión como base del aprendizaje

Pero espera hay mas. ¿Qué nos ayudará a cultivar y profundizar esas capacidades a lo largo del tiempo? Sugeriría que hay un nivel aún más fundamental que respalda la pirámide de aprendizaje, que a menudo se ignora, pero que en última instancia es esencial si nos tomamos en serio el aprendizaje más rápido con el tiempo.

La base de la pirámide de aprendizaje debe ser la pasión. La pasión del explorador. Esta forma de pasión tiene tres componentes: (1) un compromiso a largo plazo para lograr un impacto creciente en un dominio particular, (2) una disposición indagadora que busca y está entusiasmada con los nuevos desafíos y (3) una disposición de conexión que activamente busca conectarse con otras personas que podrían ser útiles para enfrentar estos nuevos desafíos.

Las personas que tienen esta forma de pasión se ven impulsadas a cultivar las capacidades que les ayudarán a aprender más rápido y adquirir los conocimientos y habilidades necesarios para tener éxito en el dominio que elijan. Claro, sin esta pasión, aún podríamos desarrollar algunas de las capacidades requeridas para aprender más rápido, pero es poco probable que los nutramos en la medida de alguien que tenga esta pasión y es poco probable que apliquemos estas capacidades de manera tan agresiva, como alguien que constantemente se esfuerza por aumentar su impacto en un dominio particular.

Ampliando nuestros horizontes

Entonces, ¿por qué todo esto importa? Como mencioné al principio, prácticamente todas nuestras conversaciones sobre el futuro del trabajo se centran en algo equivocado. Es comprensible que nos preocupemos de que nuestras habilidades se vuelvan obsoletas (o, para ser más exactos, se desempeñen de forma mucho más eficiente con máquinas cada vez más inteligentes). Comprender y abrazar la pirámide de aprendizaje puede ayudarnos a ampliar nuestros horizontes y a enfocarnos en los elementos necesarios para aprender más rápido. Nunca nos equiparemos para tener éxito en nuestro viaje de aprendizaje permanente si no ampliamos nuestros horizontes y encontramos una pasión que nos impulsará a aprender más rápido y nutrir las capacidades requeridas para el aprendizaje.

Repensando nuestras instituciones

En un nivel social más amplio, la pirámide de aprendizaje puede ayudarnos a comprender cómo deberán evolucionar nuestras instituciones para respaldar el aprendizaje permanentemente. Si estoy en lo cierto acerca de la pirámide de aprendizaje, nuestro sistema educativo tendrá que ser repensado y rediseñado desde cero. En lugar de centrarse en la transmisión de conocimiento de base amplia y la construcción de habilidades, nuestras escuelas deberán cambiar su enfoque a cultivar capacidades y desarrollar y nutrir la pasión que está latente en todos nosotros. En lugar de entregar certificados que verifiquen que se han adquirido conocimientos o habilidades específicos, las escuelas necesitarán ampliar sus horizontes y convertirse en entrenadores de aprendizaje permanente que lleguen a conocernos individualmente a un nivel muy profundo y puedan ayudarnos y desafiarnos a aprender incluso más rápido a lo largo de nuestras vidas mediante la construcción de relaciones a largo plazo basadas en la confianza.

Pero, no se detiene con nuestro sistema educativo. Como ya he escrito en otro lado, todas nuestras instituciones necesitarán ser re-imaginadas. Necesitaremos volver a imaginar nuestros entornos de trabajo de manera que puedan respaldar el aprendizaje escalable, el aprendizaje que ocurre día a día, en el trabajo, en el ambiente de trabajo. Si nos tomamos en serio el aprendizaje escalable, tendremos que encontrar mas formas de cultivar y amplificar la pasión de todos los que participan en nuestras instituciones.

El viaje de aprendizaje del individuo

Y, ¿qué hay de nosotros como individuos? ¿Cómo aprovechamos la pirámide de aprendizaje para prosperar en un mundo de cambio acelerado?

En primer lugar, no debemos esperar a que todas nuestras instituciones se pongan al día y nos ayuden a aprender más rápido. Eso llevará tiempo y existe la urgencia de actuar rápidamente, ya que nuestras habilidades corren un mayor riesgo de quedar obsoletas.

Necesitamos cambiar nuestra atención a cultivar las capacidades requeridas para aprender más rápido. ¿Y cómo hacemos eso? Bueno, ciertamente hay una amplia gama de libros y cursos que se enfocan en desarrollar las capacidades básicas que describí anteriormente.

Tendremos mucho más éxito si nos centramos en la base de la pirámide y buscamos un dominio que nos apasione verdaderamente. La mayoría de nosotros fuimos a trabajar porque queríamos un sueldo. Resulta que el sueldo dependerá cada vez más de encontrar un trabajo que nos apasione. Sin pasión, nunca aprenderemos de la manera más rápida y efectiva que alguien que tiene esa pasión. En un mundo de creciente presión de rendimiento, eso significa que nos vamos a marginar cada vez más. Encuentra tu pasión y el cheque de pago seguirá.

Reflexión

La discusión actual sobre el futuro del trabajo es un reflejo del corto plazo que domina cada vez más a las empresas y a todas nuestras instituciones. Obtenga las habilidades correctas y todo estará bien. Tenga cuidado: si reducimos nuestros horizontes de tiempo, nos quedaremos ciegos ante los acontecimientos en el horizonte que se nos avecinan a medida que aumenta la velocidad.

Si realmente queremos convertir la creciente presión de rendimiento en una oportunidad en expansión, tenemos que hacer un viaje a la base de la pirámide. Hasta que encontremos algo que realmente nos apasione, experimentaremos un estrés creciente y, sin importar lo mucho que intentemos aprender, nunca aprenderemos tan rápido como aquellos que se han conectado con su pasión. Pero, este es el verdadero premio: cuando nos conectemos con nuestra pasión, lograremos mucho más de nuestro potencial y tendremos un impacto mucho mayor en el mundo que nos rodea. ¿No es algo por lo que vale la pena luchar?

Inspirado en el artículo de John Hagel III’s, Mastering the Learning Pyramid,

Comments are closed.

Seguramente tenemos un plan para ti

Escoje tu Plan